Libre como el sol cuando amanece, yo soy libre: notas a la SAP Baleares 13 febrero 2019 [régimen económico de matrimonio entre rusa y alemán celebrado en Moscú].

“Libre como el sol cuando amanece, yo soy libre”: notas a la SAP Baleares 13 febrero 2019 [régimen económico de matrimonio entre rusa y alemán celebrado en Moscú].

 

Existen canciones que sobrepasan las generaciones y los años. Una de esas melodías es “Libre”, debida al valenciano sin par Nino Bravo. Todavía hoy, casi cincuenta años después de su publicación, millones de personas conocen “Libre” y la cantan todos los días. Sirvan estas líneas para elevar a los Cielos un elogio de la libertad en el Derecho internacional privado al hilo de la SAP Baleares 13 febrero 2019 [régimen económico de matrimonio entre rusa y alemán celebrado en Moscú] [ECLI:ES:APIB:2019:165].

Había una vez una pareja que contrajo matrimonio en Moscú en 2003. Él era un ciudadano ruso y ella una ciudadana alemana. La Ley aplicable a su régimen económico matrimonial se debe determinar con arreglo al art. 9.2 CC. A falta de nacionalidad común al tiempo del matrimonio, la Ley reguladora de dicho régimen económico matrimonial es la “ley perso­nal o de la residencia habitual de cualquiera de ellos, elegida por ambos en documento auténtico otorgado antes de la celebración del matrimonio”. Resulta que no eligieron ninguna Ley. En consecuencia, la Ley que rige su régimen económico matrimonial es la correspondiente a la residencia habitual común inmediatamente posterior a la celebración del matrimonio.

Los cónyuges no eligieron ninguna Ley reguladora de los efectos de su matrimonio ni tampoco otorgaron capitulaciones matrimoniales. La libertad está para ejercerla. Pero hay que ejercerla. Hay que atreverse a ser libre, como el sol cuando amanece, libre como el mar.

Un mes después del matrimonio celebrado en Rusia, el esposo se trasladó a vivir a Mallorca y la esposa lo hizo cuatro meses después, pues tuvo que resolver ciertos trámites burocráticos para salir de Rusia con destino a Mallorca. El caso es que cuando ambos cónyuges se reunieron en Mallorca, se instalaron en dicha isla, y allí desarrollaron sus actividades laborales y tuvieron un hijo. La esposa adquirió la nacionalidad española y optó por la vecindad civil balear.

Llegado el momento del divorcio, el marido sostiene que el régimen económico matrimonial aplicable es el de “separación de bienes” previsto por la Ley especial Foral de las Islas Baleares, por ser ella de nacionalidad española, por haber ella optado por la vecindad civil balear y haber presentado la demanda ante los tribunales españoles.

Frente al marido, la esposa defiende que el régimen económico matrimonial aplicable es el régimen de comunidad de bienes previsto en el Derecho ruso. Afirma, en tal sentido: (a) Que “han vivido en Mallorca con arreglo al régimen ruso de comunidad de bienes” y (b) Que según el art. 1195.3 del Código Civil de la Federación Rusa, la Ley aplicable al régimen económico matrimonial de los casados en Rusia, siempre que uno de ellos sea ruso, es el régimen de comunidad de bienes previsto en Derecho ruso.

Inspirado está el tribunal sentenciador. Indica la AP de Baleares que si los cónyuges contraen matrimonio y tardan un cierto tiempo en fijar su residencia habitual en un país concreto, debe examinarse la intención de los cónyuges. Si permanecen en un país, con un carácter meramente transitorio, provisional, accidental y breve, y se trasladan posteriormente a un “segundo país”, donde fijan su primera residencia habitual común, la Ley de este segundo país será aplicable a los efectos del matrimonio. La permanencia de ella en Rusia fue debido a que ella “requería de unos trámites que eran imprescindibles, debiendo precisarse que la voluntad de los cónyuges fue siempre que España fuera su país de residencia y lo fue tan pronto como los trámites administrativos lo permitieron”. En consecuencia, se equivocan ambos cónyuges en sus argumentos: la norma de conflicto rusa no es aplicable (= principio de exclusividad del Derecho internacional privado, art. 12.6 CC), y por otro lado, el vivir, según la esposa “con arreglo a un régimen de comunidad” no tiene efecto alguno a la hora de precisar el régimen económico matrimonial de los cónyuges. Por otra parte, el hecho de que la esposa sea de nacionalidad española y haya optado por la vecindad civil balear no tiene la más mínima influencia en la precisión de la Ley reguladora del régimen económico matrimonial.

Por tanto, el régimen económico de matrimonio de esta pareja es el régimen de “previsto en la Ley española” (= Ley de la primera residencia habitual común tras el matrimonio) y en concreto la Ley balear y mallorquina, que fija un régimen de separación de bienes. El art. 9.2 CC conduce a este resultado.

Es curioso, porque los cónyuges pudieron escoger ser libres y pactar un régimen económico concreto de los recogidos en la Ley rusa o alemana y no lo hicieron. Sin embargo, ejercitaron su libertad al elegir Mallorca como primera residencia habitual tras su enlace. Al final, todo en la vida es una cuestión de libertad. Porque la libertad es propia y característica del ser humano. De se modo, puede afirmarse que, en última instancia, ambos libremente decidieron instalar su residencia habitual en Espala y en concreto en Mallorca. E incluso puede afirmarse que libremente ambos cónyuges aceptaron que el régimen económico de su matrimonio fuera el establecido en las leyes mallorquinas.

Lo que no todo el mundo conoce es que la canción “Libre”’ de Nino Bravo narra la historia de Peter Fechter, un joven alemán de 18 años que quiso buscar su libertad y escapar del régimen comunista instaurado en la República Democrática Alemana. El 17 agosto 1962 trató de cruzar la frontera, esto es, de saltar el Muro de Berlín y pasar a la zona occidental de la ciudad. Los guardias de la RDA le dispararon y Peter Fechter quedó tendido en una “zona de nadie” entre las dos Alemanias. Nadie se atrevió a socorrerlo. Como dice la inmortal canción de Nino Bravo, Peter quedó tendido en el suelo, sangrando sin que nadie hiciera nada, y por eso “sobre su pecho flores carmesí brotaban sin cesar…“. Un soldado de la República Democrática Alemana lo recogió cincuenta minutos después, pero Peter falleció sin remedio. Peter Fechter es un ejemplo de amor a la libertad y su memoria ha quedado para siempre en la canción “Libre” de Nino Bravo. ¿Es que acaso hay algo más hermoso que la libertad…? Por la libertad todo precio es poco….

_____________________________

PENSAMIENTO:

– “Seres luminosos somos, no esta materia bruta” (“Luminous beings are we…not this crude matter” (Maestro Yoda).

– – – –

 

 

Deja un comentario